Sueños lúcidos y viajes astrales

Sueños lúcidos y viajes astrales

Hoy hablaremos de sueños lúcidos y viajes astrales. Para ello introduciremos algunas nociones y conceptos básicos, necesarios no solo para ayudarnos a conseguir tener estas experiencias, sino para enriquecer nuestra vida con nuevos saberes.

¿Qué es el sueño? ¿En qué consiste un sueño lúcido? ¿Es lo mismo un viaje astral que un sueño lúcido? ¿Cómo puedo practicar estas cosas? Estas son algunas de las preguntas que puedes hacerte y que voy a tratar de responder.

¿Qué es el sueño?

sueños-lucidos

En primer lugar hay que decir que se trata de una necesidad biológica que nos permite restaurarnos físicamente. Durante el sueño podemos experimentar una dinámica cerebral tan activa como cuando estamos despiertos y durante la que suceden diversas alteraciones en el organismo.

Mientras dormimos pasamos por distintas fases a lo largo de varios ciclos de sueño que se incluyen en dos grandes fases bien diferenciadas en cuanto a actividad cerebral se refiere.

Por otro lado también llamamos sueños a nuestras metas y deseos. Los sueños son el motor de la historia, son aquello que nos incita a perseverar, son la utopía, lo que perseguimos. Por eso se dice, filosóficamente, que el fin de la historia es el fin de la utopía.

La percepción se distorsiona cuando soñamos, por eso los sueños se distinguen de la vigilia, de la realidad.

Un sueño lúcido acerca estos dos significados de los sueños, permitiéndonos tener conciencia de esta experiencia. Así, tener un sueño lúcido nos permite sumergirnos de modo voluntario en nuestro subconsciente y explorar lo que allí se encuentra.

Por su parte un viaje astral es un desprendimiento del cuerpo físico, para quedarnos con el cuerpo astral. En ocasiones esto puede llegar a hacerse incluso dormidos.

El plano astral se encuentra en otra dimensión. Todos conocemos las 4 dimensiones principales. Las 3 espaciales y la temporal. La quinta dimensión está mas allá del tiempo. Obviamente no se trata de un mundo distinto, solo de un plano distinto. Imaginad una cuerda en el horizonte. Esta se vería solo como una linea en una dimensión espacial. Pero una hormiga deslizándose sobre ella podría notar las irregularidades sobre su superficie. Solo es cuestión de percepción.

Del mismo modo este plano tiene sus leyes y sus habitantes.

Como tener sueños lúcidos

Hay varias técnicas para lograrlo. Básicamente consiste en reconocer que nos encontramos en un sueño.

Un diario de sueños es una herramienta muy útil para reconocer las señales que caracterizan este estado. Tan pronto como te despiertes apresúrate a registrar tus sueños. Escribe todo lo que recuerdes y procura detallar todo lo que puedas, incluyendo sensaciones y percepciones. A lo largo del día pregúntate si estás durmiendo y contrasta la realidad con las señales de tu diario. Acabarás haciéndolo mientras duermes y tendrás sueños lúcidos.

Existen más técnicas, pero esta es de las más efectivas y casi siempre se trata de un entrenamiento.

Cómo hacer un viaje astral

viaje-astral

De nuevo hay que decir que existen varias técnicas para hacer un viaje astral . Es necesario entrenamiento, aunque también es cierto que un momento antes de dormir es posible, de modo consciente, salir del cuerpo hacia el plano astral. Si ya has realizado sueños lúcidos, estos pueden funcionar de puente para el viaje astral.

Por otro lado la meditación resulta muy útil. El mantra del faraón nos sitúa en un estado de vibración adecuado para salir del cuerpo. Repite mentalmente el mantra hasta notar que es el momento adecuado.

FA (inhala) – RA (exhala) – ON (inhala).

A cada persona le funcionan mejor unas técnicas u otras. Yo prefiero las que se basan en la autohipnosis y la visualización. Existen distintas inducciones y lo mejor es utilizar una personal.

Por ejemplo. Después de hacer unos ejercicios de relajación. Ten cuidado de no llegar a dormirte. Empieza a imaginar que una suave brisa te acaricia el cuerpo. Siente como se va haciendo cada vez mas fuerte. Ese viento te mece de un lado a otro hasta que llega una fuerte ráfaga que es capaz de sacarte del cuerpo físico.

Algo parecida a esta es la técnica de la ola azul.

Imagina que te caes y se eleva de la tierra. Repite el proceso durante algún tiempo. Visualice una ola azul viniendo de tus pies hacia tu cabeza. Sal al astral por los pies.

 

 

Trackbacks/Pingbacks

  1. Bitacoras.com - Información Bitacoras.com Esta anotació…

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *